Por si esta es la última vez

Por si esta es la última vez que te veo, te voy a mirar de arriba abajo un par de veces más que de costumbre. Para grabarte bien en mis retinas.

Por si esta es la última vez que me río, voy a acabar llorando de la risa, sin aire y con agujetas en la barriga. Por si esta es la última vez que te puedo dar un beso, voy a darte otro más.

Por si esta es la última vez que te tengo aquí entre mis brazos, voy a hacer que te sientas mejor. Por si esta es la última vez que puedo hablar, voy a ir a decirles a mis padres que los quiero. Por si esta es la última vez que me puedo mover, voy a dar el paseo más largo del mundo.

Por si esta es la última vez que tengo tacto y fuerza en mis brazos, voy a estrujarte hasta no poder más.

Por si esta es la última vez, espero que me queden cientos de últimas veces más.IMG_5628

Anuncios

Destino

¿Existe? ¿Es una excusa para justificar nuestras meteduras de pata? ¿Está todo escrito ya?

Si existe, ¿por qué nos preocupamos por las cosas si la solución a todo ya está escrito? ¿Qué sentido tiene vivir? Yo no sé si existe o no, pero sí que sé que todo pasa por algo. No creo en las casualidades, estoy 100% segura de que eso sí que no existe. Que nada pasa en vano. Nada es porque sí.

¿Eso significa creer en el destino? Pues no sé, puede ser. No sé si está todo escrito porque yo me siento con plenas facultades para elegir lo que quiero en mi vida. Para decidir, aunque me cueste mundos tomar decisiones.

Pero sé que todo lo que pasa tiene una razón de ser. Un porqué. Que antes o después sabemos, pero ahí está. Por eso creo que creo en el destino, porque creo en las personas predestinadas a conocerse, a encontrarse y reencontrarse, creo en las no-casualidades, en las experiencias que cada uno está destinado a vivir. En muchas cosas que se nos escapan de las manos de nuestras decisiones que creemos propias.

rocasw.jpg

 

Eva

ganas

Es mucho más fácil conformarse con lo que se supone que tenemos que aceptar, porque es lo que nos toca, lo que “hay”.

Y tú puedes elegir.

Quedarte con la parte fácil. O buscar la difícil. En la que hay que luchar por cambiar las cosas, por conseguir lo que quieres y por lo que te hace feliz.

Hay que tener las cosas claras, tener metas y objetivos, pero sobre todo ganas, muchas ganas de alcanzarlos.

Como dice una de mis películas favoritas:

“Tienes que hacer todo lo que puedas, tienes que esforzarte mucho, y si lo haces y eres positivo, puede que encuentres el lado bueno de las cosas.”

 


 

IMG_3347

IMG_3351

Movimiento.

La vida son momentos. Momentos felices, momentos tristes, momentos de todos los colores, formas y sabores. Son, en mi opinión, el condicionante clave de todo. Todo puede variar dependiendo del momento. Un momento antes o después y todo puede cambiar.

20170318_135732(2)

Como si la vida estuviera hecha de momentos.

Todo depende del momento en el que ocurra. O en el que hagas que ocurra. Las personas se conocen en momentos y viven sus propios momentos.

Por todas las veces que sentimos que era nuestro momento. Por todas las veces que lo dejamos pasar, que pensamos que nos estábamos equivocando o que creímos que el nuestro ya había pasado.

20170318_135733(1)

Antes de que sea demasiado tarde piensa que, igual que crees que tu momento ya ha pasado, quizás está pasando. Porque después de uno, viene otro, y quizás si corres, llegues a tiempo.

20170318_135733 

Este es tu momento.

 

 

Mon emploi de rêve

¿Dónde me gustaría verme dentro de…(yo que sé) 10 años?

Pues la verdad es que no lo sé. Sé que me gustaría estar trabajando, y visto lo visto parece bastante utópico, por lo menos aquí en España. ¿Estaré en el extranjero? Quién sabe… Lo único que tengo claro es que, a lo largo de mi vida profesional, quiero pasar por numerosos puestos de trabajo. Quiero hacer cosas muy distintas, no estar anclada para siempre en un mismo puesto haciendo toda mi vida lo mismo. Hay distintos ámbitos en los que me gustaría trabajar, como por ejemplo, organizadora de eventos. Es algo que me atrae bastante la verdad, pero no como satisfacción para el resto de mi vida. También me gustaría trabajar como Relaciones Públicas de alguna empresa importante, pero tampoco para toda la vida. Quizás donde me gustaría quedarme asentada sería en un gabinete de prensa, como participante de un gabinete de crisis o en un departamento de comunicación. O como asesora de imagen. Es que realmente hay demasiadas salidas en esta carrera que me gustan y no creo que tenga que obligarme a mi misma a realizar un único trabajo para toda mi vida.

Pero soy tan contradictoria que lo que en realidad me gustaría sería conseguir, antes de hacerme mayor de verdad, un trabajo fijo. Es decir, no quiero verme a los 40 buscando trabajo. No sé por qué, supongo que le tengo miedo a que las nuevas generaciones sean mejores que yo y ya no consiga un hueco en aquello que a mi me gusta.

Quizás trabajar en el departamento de comunicación de una empresa sea una oportunidad que me permita trabajar en la mayoría de ámbitos que he nombrado anteriormente. LO ÚNICO QUE TENGO CLARO es que quiero trabajar con personas y para personas, que creo que es una de las cosas más satisfactorias del mundo y de las más efectivas en cuanto a rendimiento profesional.

Así que sigo sin tener claro cuál sería mi trabajo ideal. Quiero trabajar de algo que me llene y que cada día (o casi) sea diferente. Quiero hacer algo que cuando lo vaya a hacer sea un gustazo y no me amargue, porque para eso estoy estudiando una carrera, para poder hacer algo que me guste de mayor ¿no?

¿Será más duro imaginar tu trabajo ideal que encontrarlo? What a dilemma. ¿Y si resulta que no existe el trabajo ideal? No creo. Yo solo pido ir a mi trabajo contenta, sin sentir que es un peso para mi vida. Al fin y al cabo como mínimo hasta los 67 años voy a tener que estar haciéndolo, así que qué menos que sea algo agradable.

#imaxe015 chegando ao seu fin…


 

#20D

Es la última moda en las agendas de los medios: LAS ELECCIONES GENERALES, #20D. ¿Cómo no iba a serlo? Pones las noticias y solo oyes hablar de cambios, de mesas electorales, de debates , de ausencias, de qué dijo este y qué dijo el otro… Y si todo el mundo va a hablar del tema, yo también quiero (como los niños pequeños).

Yo creo que realmente España necesita un cambio, pero no sé cuál. Sé que lo necesita porque llevamos demasiado tiempo metidos en un bipartidismo que solo consiste en ver quién echa más mierda a quién. Creo que es hora de salir de este PSOE, PP, PSOE, PP, y así sucesivamente. Yo creo que ni Zapatero tuvo la culpa de la crisis ni Rajoy nos ha sacado de ella. No sé quién me gustaría que gobernara España, no sé si debería ser un sólo partido o debería de haber una unión. Sé que quiero que, igual que yo soy una persona normal y no ando ni mintiendo ni estafando a las personas, no me mientan ni me estafen a mí. Yo quiero que a quien le de mi apoyo no me clave un puñal por la espalda después. ¿Tan difícil es ser LEGAL cuando tienes el poder de un Estado en tus manos? HAAAAAARRRTAAAA estoy de tanta corrupción y tantas tonterías. Un poco de xeito es lo único que necesita España, pero ni eso tenemos.

Me dio bastante vergüenza ver el debate del 7D, taaaaaan esperado ¿para qué? Soraya se dedicó a hablar por hablar, sin fundamento, intentó defender lo indefendible, aportar “argumentos” sin sentido ninguno. ¿Y mientras? Mientras Pedro Sánchez se miraba a las cámaras para ver si estaba saliendo guapo, Pablo Iglesias se reía del resto de los comentarios y Rivera… Rivera pasó, en mi humilde opinión, bastante desapercibido, hasta que decidió darse a si mismo protagonismo con el tema de la independencia catalana. “Yo soy catalán, sé de lo que hablo”.

¿Qué va a pasar el 20D? AIIII POR DIOS que no vuelva a salir el PP. Recemos todos juntos para que no pase.

No tengo mucho más que decir…España está un poco bastante en la mierda y muy pocos intereses políticos están puestos en sacarnos de esta situación, frente a la gran mayoría que miran por si mismos y por nadie más.

Qué desastre

En el ámbito de la publicidad diferenciamos dos tipos de medios: los medios tradicionales y los no tradicionales. Entre los tradicionales encontramos la televisión, radio y presa, como principales, y entre los no tradicionales, el resto.

Yo quiero  hablar de política. Hoy en clase hablamos de un tema que, la verdad, me dejó preocupada. La mayoría de la población de España se fía, muy ciegamente, de lo que se nos cuenta a través de la televisión. Desde hace muchos años, la televisión y el periodismo televisivo se ha ido ganando una reputación, una reputación que ahora, pese a ir en declive (en mi opinión), sigue manteniendo.

Cuando estaba en bachiller sufrí una crisis existencial pues me di cuenta de que no se nos proporciona (a la gente del día a día) información objetiva. Cada cadena está comprada por un partido político o una ideología determinada, y casi nada de lo que podamos escuchar va a ser 100% OBJETIVO. Esto no era nada nuevo para mi pero, no sé por qué, me preocupó seriamente este tema. Y ahora pienso, ¿de quién es la culpa de que se nos proporcione una mierda de información: de las cadenas de televisión, de los periodistas, guionistas, o nuestra? Yo creo que, principalmente, nuestra: por callarnos, por asumir sin rechistar, por el conformismo en el que España está sentada desde hace bastantes años ya.

Y todo esto, ¿a qué viene? Pues bien, viene a que el 20 de diciembre por la noche, cuando salgan los primeros resultados de las elecciones voy a llorar como un bebé cuando Rajoy vuelva a salir presidente de gobierno. ¿Por qué España sigue encerrada en el pasado? El 2015 me recuerda, cada vez más, a aquellas clases de historia en las que me explicaban el bipartidismo, la penuria que vivía el país, etc.

De verdad, ¿cómo podemos estar tan ciegos? Es obvio que las cosas van mal. Estoy en la universidad y no paro de pensar QUÉ VA A SER DE MI CUANDO ACABE LA CARRERA. Casi prefiero no acabarla nunca, porque tal y como está el panorama laboral…

Y todo esto viene a que si la mayoría de la población obedece a lo que LA TELE DICE y la tele NO DICE la verdad, cada uno barre para casa y nadie se encarga de ofrecer una información de CA-LI-DAD, ¿qué nos espera? La tele dirá X, y los borreguillos votarán a X, y entonces la tele seguirá ocultando estafas, políticos corruptos y todas estas cosas que tan de moda están.

En resumen, que voy a dejar la carrera, voy a meterme en Ciencias Políticas y voy a ser una política corrupta muy simpática, creo que ese es el mejor plan que me augura el futuro.